Sabías que… ¿Las castañas son sanas para tu sonrisa?

Hoy es el día por excelencia de las castañas, los boniatos y las calabazas. Son alimentos muy ricos, sanos y recomendados para la salud general. Pero, ¿Sabías que los alimentos estrella de esta época del año también son sanos para tu sonrisa?

Las castañas, como otros frutos secos, tienen diversos nutrientes y son muy recomendables para una buena salud. A nivel bucodental, a menudo generan dudas: 

 

¿Son realmente recomendables?

El principal peligro es que se queden trozos pequeños entre dientes y encías, sobre todo en pacientes que llevan aparatos de ortodoncia. Nada que no se pueda solucionar con una buena higiene bucodental.

 

Beneficios de las castañas para tu sonrisa

Castañas

Tienen múltiples beneficios para la salud:

  • Favorecen un buen tránsito intestinal.
  • Son saciantes
  • Ricas en minerales y vitaminas…

¿Cómo me ayudan a tener una sonrisa más sana?

El consumo adecuado de castañas puede fortalecer los dientes y el hueso que los sostiene. Esto se debe a que son una fuente de calcio, fósforo y magnesio, que ayudan a mantener fuertes las estructuras óseas que soportan todas las piezas dentales. Además, las castañas son muy recomendables para los pacientes con diabetes, una enfermedad muy relacionada con la salud bucodental.

 

¿Qué otros alimentos podemos tomar durante esta época para cuidar la sonrisa?

Boniatos y calabazas : Los boniatos contienen nutrientes esenciales en el mantenimiento de los huesos y tejidos blandos que rodean las piezas dentales. Las calabazas también son ricas en fósforo y calcio, incluso están recomendadas para prevenir la caries dental.

Es muy importante potenciar el consumo de alimentos con flúor. Algunos tipos de pescado y agua contienen flúor, que remineraliza el esmalte y lo protege de la erosión dental. También lácticos como la leche, los yogures, el queso… son la principal fuente de calcio, fósforo y vitaminas. Para conseguir una sonrisa más radiante, se recomienda el consumo de manzanas y zanahorias. Ayudan a conseguir una sonrisa más radiante porque limpian la superficie, y además refuerzan las encías.

Además de una buena alimentación, es fundamental mantener una rutina de higiene oral diaria. Es decir, cepillarse los dientes un mínimo de dos veces al día. También es importante completar el cepillado con técnicas como el hilo dental y el enjuague bucal.

 

Por último, no olvides visitar a tu dentista como mínimo una vez cada seis meses.

Esta es la época ideal para comer castañas. Alimento que, combinado con una buena rutina de higiene oral y las visitas al dentista, pueden ayudar a mantener una sonrisa más sana y radiante.