¿Qué papel tiene la saliva en la salud dental?

Muchas veces no le damos a la saliva la importancia que tiene en la salud bucodental. Pero en realidad es clave para mantener una sonrisa sana.

 

¿Qué papel tiene la saliva en nuestra sonrisa? ¿Por qué es tan importante?

Se estima que un paciente adulto genera entre 1 y 1,5 litros de saliva cada día. Las alteraciones en las glándulas salivales son un problema a tratar en la consulta, como es el caso de la xerostomía o síndrome de la boca seca.

 

La saliva, clave para una sonrisa sana

Son muchas las funciones que hace las encías para mantener una sonrisa más sana:

  • Hace de lubricante, de modo que protege los dientes y las encías.
  • Puede arrastras los microbios y las bacterias que se alojan en la boca.
  • Tiene efecto cicatrizante. Complicaciones como las llagas y los roces cicatrizan antes gracias a la acción de la saliva.
  • Hace que podamos sentir más el sabor de la comida.
  • Regula el pH en nuestra boca.
  • Prevención de enfermedades bucodentales. La saliva ayuda a remover las bacterias y evitar todo tipo de enfermedades bucodentales. Caries dental, enfermedades periodontales… También ayuda a controlar el nivel de ácido producido por la placa dental.
  • Contribuye a la remineralización dental y refuerza el esmalte.

La saliva también puede ser clave para diagnosticar algunas patologías bucodentales como el cáncer oral, la diabetes o la enfermedad periodontal mediante el análisis de las bacterias.

 

Alteraciones salivales

Las alteraciones en la producción de saliva pueden alterar nuestra calidad de vida. ¿Cuáles son? La xerostomía, también conocida como síndrome de la boca seca, consiste en esta sensación continuada y subjetiva de sequedad bucal. Aunque es más frecuente en personas mayores de 50 años, afecta actualmente al 20% de la población y especialmente a las mujeres. En la mayoría de casos se debe a una disminución de la saliva que, con el tiempo, puede perjudicar nuestra vida diaria, causando molestias al hablar, masticar… Pero la xerostomía no se trata de una enfermedad, sino de una patología leve que puede llegar a ser muy molesta para quien la padece porque causa ardores e irritaciones en la boca. Puede producirse de forma puntual.

Otra alteración relacionada con la saliva es la sialorrea. Consiste en la producción excesiva de saliva. Aunque suele asociarse a los bebés, puede ocurrir en varias situaciones. En el caso de los bebés la sialorrea se debe a la formación de los primeros dientes. Pero también puede ser síntoma de enfermedades como la estomatitis. Por ello si notamos alguno de sus síntomas es importante consultarlo con el odontólogo.